Obesidad mórbida y abdominoplastia

Obesidad morbida y abdominoplastia

En la mayoría de los casos, los pacientes que han padecido obesidad mórbida o alto sobrepeso, tienen a sufrir cambios bruscos en su cuerpo y en su piel cuando pierden una gran cantidad de peso, generalmente, colgajos de piel excedente y flácida. Los lugares donde más se evidencia este exceso de piel es sin duda alguna en el abdomen, motivo por el cual optan por el procedimiento de abdominoplastia.

La abdominoplastia, es una solución eficaz y definitiva para eliminar toda la piel flácida y sobrante que obtiene un paciente después de perder una gran cantidad de grasa y masa corporal por la condición de obesidad mórbida.

Sin embargo, es importante considerar que esta cirugía no está indicada en pacientes que tengan obesidad mórbida ni otras patologías que afecten la vida y salud del paciente: enfermedades del corazón, problemas de coagulación, problemas cardíacos o diabetes. En estos casos se debe cumplir con exámenes adicionales para descartar problemas.

La cirugía de abdominoplastia, está indicada para las pacientes que pasaron por uno o varios embarazos o que hayan perdido mucho peso y como consecuencia tengan colgajos de piel sobrante y flácida, más no es un procedimiento que se realice para perder peso.

Motivo por el cual, para nosotros en Clínica Divinna, es fundamental hablar sobre la relación entre la obesidad mórbida y las cirugías estéticas, definir en qué casos se puede practicar la abdominoplastia, en qué casos no y en qué consiste esta patología.

¿Qué es la obesidad mórbida?

Es una enfermedad que se produce cuando una persona alcanza un porcentaje mayor a 40% en su índice de masa corporal (IMC). También se cataloga obesidad mórbida cuando una persona tiene más de 40 a 45 kg por encima de su peso ideal.

Las personas que padecen esta enfermedad suelen tener exceso de grasa y piel, lo que aumenta su volumen y les impide realizar muchas funciones cotidianas como caminar, correr, subir escaleras o movilizarse, razón por la que se les considera discapacitados.

Adicionalmente, son pacientes muy propensos a sufrir de afecciones cardiacas y respiratorias por la grasa visceral acumulada (grasa que se presenta entre los órganos).

La obesidad mórbida, es uno de los problemas de salud que más afectan a la población mundial por las complicaciones y enfermedades crónicas que se pueden desarrollar debido a esta:

  • Diabetes.
  • Hipertensión.
  • presión arterial alta.
  • problemas cardiacos.
  • Artrosis.
  • Colesterol.
  • Apnea del sueño.
Que es la obesidad morbida

Causas de la obesidad mórbida

La obesidad en todos sus grados, junto con el sobrepeso, son condiciones que se desarrollan principalmente por los malos hábitos alimenticios y por el sedentarismo. Cuando una persona tiene una dieta rica en carbohidratos, dulces y grasas, tiende a aumentar los niveles de grasa corporal muy rápidamente provocando un sobrepeso y posteriormente la obesidad.

Si a esto le sumamos que la persona no tiene como hábito una rutina de ejercicio o actividad física, es muy probable que llegue a padecer obesidad.

Otro de los factores por los cuales se presenta esta enfermedad, son los problemas relacionados con la tiroides y disfunciones hormonales de difícil manejo, los cuales deben ser tratados con un endocrino especialista para evitar mayores complicaciones.

En cuanto a los problemas emocionales y psicológicos, se puede desarrollar obesidad en personas que sufren de ansiedad, depresión, estrés y enfermedades psicológicas. Las cuales a su vez crean un círculo repetitivo entre la comida y la afección emocional.

Tratamientos para la obesidad mórbida

Cada paciente que tiene como diagnóstico la obesidad mórbida tiene un manejo de la enfermedad específico acorde a su nivel de masa corporal, (IMC) y las comorbilidades o enfermedades que se puedan desarrollar.

Inicialmente, el tratamiento recomendado es iniciar una dieta alimenticia basada en fibras, vegetales y proteínas, con un déficit en el consumo de carbohidratos, azúcares y licores.

Así mismo, se debe implementar una rutina de ejercicio progresiva que acelere la quema de grasa. En los casos en los que no se logra perder peso a través de las dietas alimenticias y el ejercicio, es necesario recurrir a la cirugía de obesidad.

Tratamientos para la obesidad morbid

Cirugía de la obesidad

En los casos donde el paciente tiene un nivel de masa corporal muy alto y la grasa acumulada pone en riesgo su vida, es necesario realizar una cirugía de obesidad: La manga gástrica, balón intragástrico o el Bypass gástrico.

  • Manga gástrica: El propósito de esta cirugía es reducir significativamente el tamaño del estómago (entre un 70% y 80%) y eliminar la parte del estómago que produce la mayor cantidad de ghrelina o también conocida como hormona del apetito.

Esta cirugía está recomendada para pacientes que sufran de obesidad grado II y III, y además tengan enfermedades relacionadas con la obesidad que afectan su calidad de vida. Es una de las cirugías no estéticas más realizadas en todo Chile.

Al igual que en la cirugía de Bypass, esta cirugía se realiza por medio de una laparoscopia, lo que resulta mínimamente invasivo.

  • Bypass gástrico: Este procedimiento es sin duda alguna, uno de los más efectivos para la pérdida de peso en pacientes con obesidad mórbida e índice de masa (IMC) corporal mayor a 40%. Esta cirugía tiene una doble funcionalidad para la pérdida de peso con criterios restrictivos y malabsortivo.

Con esto nos referimos a que se reduce la cantidad de alimentos que se pueden ingerir por el tamaño del estómago y se reduce la capacidad de absorción de nutrientes por parte del intestino.

El procedimiento se puede realizar por cirugía abierta y consiste en reducir el tamaño del estómago y conectarlo directamente a una parte del intestino delgado, evitando que se absorban todos los nutrientes del alimento.

Es importante tener en cuenta que para ambas cirugías es necesario llevar procesos complementarios como el ejercicio y la buena alimentación para educar el estómago, y en un futuro no llegar a recuperar el peso perdido.

Cirugía de abdominoplastia y obesidad mórbida

Esta es una de las inquietudes más grandes de los pacientes que sufren de obesidad mórbida: ¿Puedo hacerme una abdominoplastia? Y la respuesta es sí, siempre y cuando el paciente esté en el peso ideal, no tenga enfermedades de difícil manejo que puedan poner en riesgo su vida: Diabetes, hipertensión, cáncer, enfermedades cardíacas, entre otras.

Si el paciente se realizó una cirugía para perder peso como el bypass gástrico o la manga gástrica, y estando en su peso ideal quiere eliminar los pliegues y capas de piel sobrante que tiene en el abdomen y laterales, lo recomendable es practicar una cirugía de abdominoplastia completa.

Este procedimiento, se encarga de retirar la piel sobrante, aspirar los restos de grasa abdominal excedentes, tensar y unir los músculos abdominales rectos (si se presenta una diastasis) y estirar la piel superior para eliminar las estrías y flacidez, dejando como resultado un vientre plano, muy estético y armonioso.

En Clínica Divinna, contamos con los mejores especialistas en cirugía estética y reconstructiva certificados por la CONACEM (La Corporación Nacional Autónoma de Certificación de Especialidades Médicas) para que puedas completar tu proceso de pérdida de peso y devolverle la armonía al abdomen que tanto deseas.

Si requieres más información para valoraciones y diagnósticos, puedes dejar tus datos de contacto o enviarnos un mensaje directo.

Adquiere más información sobre Abdominoplastia aqui.

Comparte:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Otros artículos:

Escrito por:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 − seis =