¿Qué cirugía es más peligrosa una liposucción o una abdominoplastia?

Qué-cirugía-es-más-peligrosa-una-liposucción-o-una-abdominoplastia

Contenidos

¿Qué cirugía es más peligrosa una liposucción o una abdominoplastia?, la abdominoplastia y la liposucción, son dos procedimientos quirúrgicos que como cualquier otro, tiene protocolos y recomendaciones específicas para prevenir complicaciones o peligros durante y después de la cirugía. Y aunque en ambas cirugías se trabaja en la zona del vientre, la abdominoplastia es un procedimiento más completo, que requiere más cuidados y atención de los pacientes para evitar riesgos y tener unos resultados altamente estéticos.

Una liposucción, tiene como objetivo drenar y eliminar los excesos de grasa de la zona específica que el paciente desee: brazos, abdomen, espalda, glúteos, piernas, etc, de una forma poco intrusiva: con cánulas de drenaje, sin que se requieran incisiones y cortes en la piel, como sucede en el caso de la abdominoplastia.

Motivo por el cual, el postoperatorio y cuidado después de una abdominoplastia debe ser mayor, aunque esto no signifique que sea una intervención peligrosa.

¿Cuál es la diferencia entre abdominoplastia y liposucción?

Estas cirugías, son procedimientos muy diferentes, ya que no tienen el mismo objetivo ni utilizan las mismas técnicas, pero se pueden complementar entre ellas. Es decir, la liposucción se puede combinar con la abdominoplastia para eliminar cúmulos o depósitos de grasa en zonas específicas del cuerpo y obtener mejores resultados.

La abdominoplastia, es la cirugía que permite retirar el molesto exceso de piel en el vientre después de un embarazo, pérdida significativa de peso y flacidez. Se elimina también la piel sobrante que no está adherida al músculo y con estrías, contorneando la cintura y aplanando el abdomen muy estéticamente.

Esta cirugía, también es muy recomendada para personas que tienen problemas con su abdomen debido a la separación o atrofia de los músculos abdominales rectos.

Durante la cirugía, se pueden utilizar cánulas de drenaje para remover grasa abdominal (liposucción), para que sea más fácil trabajar la zona del vientre. Se hace una incisión en la parte baja del abdomen o pelvis, para suturar allí, una vez se haya eliminado la piel sobrante, reacomodado el ombligo y unido los músculos abdominales.

La liposucción, tiene como objetivo solamente eliminar la grasa y moldear el cuerpo, más no remover piel o mejorar las estrías y flacidez. Lo que representa una gran diferencia respecto a la abdominoplastia.

El procedimiento, se puede hacer con ultrasonidos, láser o cánulas, siendo esta la más usada. Consiste en marcar las zonas con mayores cúmulos de grasa e ingresar una cánula, que se encarga de succionar la grasa de varias partes del cuerpo, las cuales no siempre son fáciles de eliminar con dietas o ejercicios.

Igual que en el caso de la abdominoplastia, la paciente tendrá una anestesia general mientras se realiza el procedimiento en pabellón, esta cirugía puede durar entre 2 y 3 horas, según sea el caso del paciente.

Otra de las grandes diferencias entre estas cirugías, es que la liposucción no tiene como resultado una cicatriz en las zonas donde se aspira la grasa, como sucede en el caso de la abdominoplastia; la cual dependiendo la técnica deja una cicatriz en forma de línea horizontal en la pelvis, pero qué pasa inadvertida con la ropa interior.

Cuál-es-la-diferencia-entre-abdominoplastia-y-liposucción

¿Cuáles son las posibles complicaciones después de una abdominoplastia o una liposucción?

Estos procedimientos quirúrgicos, al igual que las cirugías que no son estéticas, pueden traer complicaciones o molestias a los pacientes, en el momento de despertar de la anestesia, ingerir alimentos, o en la posición de dormir.

Después de un procedimiento como la abdominoplastia o liposucción, se pueden presentar complicaciones mínimas como: dolor intenso, inflamación o hinchazón. Sin embargo, son molestias que se pueden tratar con medicamentos muy fácilmente.

En cuanto a las complicaciones mayores, aunque no se presentan con frecuencia, es importante que las pacientes estén informadas y tengan el conocimiento de cómo se previenen y evitan. Algunas de estas son:

  • Edemas.
  • Hinchazón.
  • Fibrosis.
  • Náuseas y vómito despertando de la anestesia.
  • Hematomas.
  • Acumulación de líquidos.
  • Dolor leve y moderado.
  • Sensibilidad en la herida.
  • Mala cicatrización.
  • Trombosis venosa.

Como hemos mencionado anteriormente, todas estas complicaciones se pueden evitar o reducir, con un buen manejo postoperatorio por parte de nuestros pacientes y con el acompañamiento de las terapias de recuperación, estimulación y cicatrización con las que contamos en Clínica Divinna.

¿Cuál-postoperatorio-requiere-menos-tiempo

¿Cuál postoperatorio requiere menos tiempo?

Debido a lo completo que es el procedimiento, y por las grandes cantidades de piel que se remueven, la abdominoplastia tiene unos tiempos de recuperación mayores respecto a la liposucción y lipoescultura, así como unos cuidados más detallados.

La cirugía de abdominoplastia requiere más días de recuperación para que la piel se pueda adherir por completo a los músculos abdominales y la herida no vaya a presentar algún problema, como abertura o mala cicatrización. Por consiguiente, se requieren más días de reposo y poco esfuerzo físico.

Por otra parte, para la liposucción no se requieren este tipo de cuidados para la forma de dormir (semisentada) o caminar (ligeramente encorvada) lo que puede hacer más rápido el postoperatorio.

Sin embargo, en la recuperación de ambas cirugías, es necesario realizar masajes para reducir la inflamación y evitar seromas y edemas en la piel, y será el cirujano quien determine cuántas sesiones se requieren para cada uno de estos procedimientos.

¿Cómo prevenir los riesgos de las cirugías de abdominoplastia y liposucción?

Para que nuestras pacientes puedan tener una recuperación exitosa y sin mayores molestias, es necesario que lleven a cabo todas las recomendaciones que nuestros cirujanos especialistas detallan antes y después del procedimiento.

Los cuidados postoperatorios, incluyen aspectos cotidianos como la alimentación, descanso, reposo, actividad física y el uso de prendas compresoras.

Para evitar que las pacientes tengan complicaciones de mayor gravedad y su proceso de recuperación sea ágil, recomendamos:

  • No consumir bebidas embriagantes, tabaco o cigarrillos, como mínimo con una semana antes de ingresar a la cirugía y 1 mes después de salir de pabellón.
  • No tomar medicamentos como aspirina por el riesgo de sangrado.
  • Utilizar las medias de compresión intermitentes, para evitar la formación de los coágulos de sangre que pueden ocasionar la trombosis venosa en las extremidades inferiores.
  • Tomar los medicamentos rigurosamente que le recetó el médico cirujano especialista.
  • Caminar varias veces al día, mínimo por 10 minutos al día para mejorar la circulación.

Te invitamos a que conozcas todo el equipo de profesionales que tenemos en Clínica Divinna, para hacer de tu cirugía de abdominoplastia y liposucción un proceso seguro, llevadero y exitoso.

Si requieres una consulta con nuestros cirujanos especialistas, déjanos un mensaje con los datos de contacto para brindarte una información más detallada.

Comparte:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Otros artículos:

Adquiere más información sobre Abdominoplastia aquí.

Escrito por:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

doce − cuatro =